Casos importantes en los que el seguro del coche no responderá por ti

Casos importantes en los que el seguro del coche no responderá por ti 1

Es erróneo pensar que nuestro seguro de automóvil cubre todos y cada uno de los detalles que pudiesen ocurrir bajo cualquier circunstancia, aun cuando tengamos contratadas coberturas específicas. Es por ello que queremos advertiros sobre algunas excepciones o exclusiones en el seguro de autos que hay que tener en cuenta:

Modificaciones del vehículo

Como bien conoces todos los coches que compras en el concesionario vienen con unas especificaciones de fábrica, por lo tanto si las modificas sin avisar a la aseguradora, esta simplemente no se hará responsable en lo que le pudiese suceder. Por lo tanto, si quieres modificarlo, tanto por estética o por mecánica, lo más recomendable es que antes de eso preguntes a la aseguradora si te ofrece cobertura en este caso.

Efectos del alcohol o drogas

El motivo principal para no conducir bajo los efectos del alcohol o de las drogas no debería ser porque no queda cubierto por nuestro seguro, sino por los posibles daños que podríamos ocasionar a otros o a nosotros mismos. Pero aun así hay que saber que en caso de accidente en estas circunstancias todo el peso económico del mal ocasionado recaería sobre nuestras arcas.

Conducción en circuitos cerrados o vías no reglamentarias

Cualquier accidente ocasionado fuera de las vías homologadas por el Estado, quedará excluido por nuestra aseguradora. Dentro de este grupo, se encuentran desde circuitos cerrados de carreras, hasta caminos privados no inspeccionados.

La cobertura de robos y la de lunas

Estas dos coberturas son las más contratadas por los usuarios, pero hay que saber que existen excepciones para ellas que no quedan cubiertas.

En cuanto a la cobertura de robos, hay que saber que generalmente no queda cubierto el robo de equipajes, por lo tanto es importante que nos informemos al respecto acerca de que tenemos contratado.

Y por lo que hace a la cobertura de lunas, esta cubre las roturas de las lunas delanteras (parabrisas), laterales (ventanillas) y traseras, pero generalmente queda exento el techo solar; por lo que si tu coche cuenta con él, lo mejor será que dejes constancia de ello a la aseguradora. Cabe reseñar que esta cobertura no se hace cargo de los desperfectos que se ocasionen en otros cristales, bien sean los de las luces o los espejos retrovisores externos e internos.

Compartir en Google Plus

Acerca de admin

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios