El seguro de vida para las vacaciones de verano

El seguro de vida para las vacaciones de verano 1


Puede parecernos que el verano todavía está lejano, pero en un parpadeo de ojos nos encontraremos cara a cara preparando las maletas para irnos de vacaciones. Y dado que las estadísticas apuntan a que los viajes internacionales están cada vez más extendidos, lo más probable es que nos demos el capricho de ir a otro país. ¿Quién sabe si será Argentina? ¿Estados Unidos? ¿Italia o Francia? En realidad, cualquier destino es bueno siempre y cuando nos encontremos en compañía de nuestros seres queridos y tengamos una buena planificación de actividades y visitas que realizar durante el tiempo que duren las vacaciones.

Precaución ante todo

No obstante, es conveniente que nos alejemos un poco de esas vacaciones soñadas que están por llegar y que nos concentremos en solucionar todos aquellos aspectos que todavía tenemos que resolver. Uno de ellos es, por ejemplo, la contratación de un seguro de vida. Si no tenemos costumbre de viajar al extranjero y siempre hemos disfrutado de las vacaciones en nuestro propio país es posible que no nos hayamos planteado la necesidad de estar protegidos. Pero todo cambia si nuestra intención pasa por viajar a otro país. En ese momento nos tendremos que asegurar de que disponemos de un buen nivel de cobertura para que, ante cualquier tipo de incidencia, estemos cubiertos. Porque durante un viaje internacional pueden ocurrir tantas catastróficas desdichas que quién sabe si seremos nosotros esa persona que trágicamente protagonice los titulares de una noticia terrible.

Siempre hay que plantearse que la vida es impredecible y que todo puede ocurrir. Por eso tenemos que ser responsables ante todo. Si viajamos con los niños será muy importante que los cabezas de familia viajen disponiendo de un seguro de vida que les proporcione la cobertura necesaria para que sus seres queridos puedan seguir con su vida normal en el caso de que algo ocurriese. Poniéndonos en la situación de que durante las vacaciones en otro país tenemos un accidente y fallecemos, el seguro de vida se ocupará de cubrir todo lo necesario sobre la repatriación del cuerpo y también le dará a la familia el apoyo económico que necesita. Seguro que nunca os habéis planteado el dinero que cuesta un funeral y os podemos decir que no es precisamente reducido. Por otro lado, si uno de los dos cónyuges fallece en las vacaciones, el otro tendrá que volver a la vida normal sabiendo que no tiene el apoyo económico de su pareja. Por eso el seguro de vida tiene tanta importancia, porque se convierte en el salvavidas en el cual es posible confiar el futuro inmediato de una familia que ha sufrido una trágica pérdida.

Otro tipo de circunstancias

No pensemos que si no vamos al extranjero estamos cubiertos y a salvo. Los accidentes pueden ocurrir también en la carretera mientras nos desplazamos de una ciudad a otra. Aunque cada vez hay mejores comunicaciones en los circuitos de tren, las familias siguen recurriendo al uso del coche con el objetivo de ahorrar. No en vano se pueden conseguir importantes reducciones de precio en términos de desplazamiento si una gran cantidad de personas viajan juntas. Pero eso, al mismo tiempo, nos coloca en el riesgo de poder sufrir accidentes de carretera. En este sentido los seguros de vida suelen tener primas por los accidentes que se produzcan en coche debido a que es una de las formas de fallecimiento más habituales y extendidas en nuestro país.

Estos servicios de cobertura con seguros de vida los ofrecen todo tipo de empresas, tanto las originarias de nuestro país como las que llegan desde otras naciones. Un buen ejemplo de ello es el agente de seguros argentino Seguros Falabella, que dispone de una amplia variedad de propuestas para que sepamos que desde la contratación del seguro de vida estaremos cubiertos y no tendremos que preocuparnos si algo trágico llegase a ocurrir.

Por otro lado, recordemos que multitud de expertos en psicología, han reconocido que disponer de un seguro de vida que cubra a la familia y al propio conductor de un vehículo, puede ser un factor que ayude a reducir el índice de accidentes. El principal motivo de ello se encuentra en que los conductores, de tener un seguro contratado, se encuentran más tranquilos y relajados en el proceso de conducción. Saben que si algo les llegase a ocurrir estarían en una posición en la cual su familia se encontraría protegida. Por eso tienen menos accidentes, porque conducen más relajados. Pero quienes no disponen de cobertura conducen con miedo y preocupación, lo que acaba siendo algo que se vuelve contra su nivel de concentración, siendo posible que derive en accidentes de tráfico. Sea cual sea la opción que seleccionemos para las próximas vacaciones, ya sea que nos marchemos al extranjero en avión o que conduzcamos a otra ciudad dentro de nuestro país, no olvidemos nunca que deberíamos salir de viaje sabiendo que ya disponemos de un seguro de vida correcto y en orden. Solo así disfrutaremos de las mejores vacaciones.

Compartir en Google Plus

Acerca de admin

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios